EL SAUZAL, UN BALCÓN CON VISTAS AL TEIDE

Un pueblo tranquilo y coqueto donde el tiempo se detiene

Con unas privilegiadas vistas al Teide y al mar, El Sauzal, en el norte de Tenerife, es testigo de las más hermosas puestas de sol de la Isla.

Al estar situado sobre un acantilado parece que todo el pueblo fuera un mirador desde el que contemplar infinitas panorámicas que no le dejarán indiferente, y es que El Sauzal destaca por albergar rincones llenos de encanto.

En un ambiente acogedor y tranquilo, podrá disfrutar de un agradable paseo en el que admirar el patrimonio histórico y artístico conformado por edificaciones como la Iglesia de San Pedro Apóstol, la Casa Museo de la Sierva de Dios y sus jardines o la Ermita de los Ángeles.

Un plan que no se puede perder es la visita al Parque de los Lavaderos, ubicado sobre un acantilado a 200 metros de altitud sobre el nivel del mar, toma su nombre del uso que se le daba a sus fuentes en épocas pasadas y ahora es el lugar perfecto para descansar y reponer fuerzas admirando las maravillosas vistas que se pueden contemplar desde el mismo.

Si tiene oportunidad, no dude en acercarse el mercado de la localidad donde podrá adquirir productos tradiciones, en especial los vinos de la zona y disfrute también de la amabilidad del comercio cercano en una jornada de compras diferente.

Curiosidades:

– En 1643 nació en El Sauzal Sor María de Jesús, conocida en las Islas Canarias como la Siervita de Dios.

– La Ermita de Nuestra Señora de los Ángeles y del Mar, fundada en 1505 en el municipio, es el tercer edificio eclesiástico más antiguo de Tenerife.

Categorías
Lugares de interés (Norte)

RELACIONADA